martes, 5 de abril de 2011

INQUISICIÓN EN MÉXICO (1905)

Libro Historia del Tribunal del Santo Oficio de la Inquisición en México, escrito por José Toribio Medina e impreso en Santiago de Chile, Imprenta Elzeviriana, 1905. El autor de esta obra, José Toribio Medina fue miembro de la Academia Chilena; secretario de la Facultad de Humanidades y Bellas Artes de la Universidad de Chile; Miembro correspondiente de las Reales Academias de la Lengua y de la Historia, etc. CONTENIDO: Real Cédula que dispuso la fundación del Tribunal del Santo Oficio en el Perú y México; Nombramiento de inquisidores y notario del secreto; Los primeros reos de fe; El francés Pedro Sanfray, primer reo de fe; Afluencia de denunciaciones; A los seis meses de fundado el Santo Oficio había ya treinta y nueve procesados; Prisión de piratas ingleses en San Juan de Ulúa; En 11 de octubre de 1579 es quemado García González Bermeguero; Empeño de los inquisidores para nombrar por comisarios a gente rica; Comienzan los inquisidores a dirigir sus miras a los portugueses; Acuerdan comprar una casa para que sirviese de cárcel perpetua; Los militares en la inquisición; Detalles sobre la muerte de los reos en el brasero; Un preso prende fuego a las cárceles; Dos fiestas inquisitoriales; Expulsión de los jesuitas; Fray Francisco Manuel de Cuadros es condenado a la hoguera y se le da garrote; Fernando de Medina es quemado vivo; Instancias para fundar un Tribunal del Santo Oficio en Guatemala; Carta de los inquisidores sobre ideas progresistas y revolucionarias que comenzaban a germinar en México; Auto de fe de indios, celebrado en 1731; Ecos de la revolución francesa en México; Edicto del del provisor e inquisidor de indios; Proceso de don José María Morelos, entre otros. Entre los tantos relatos de casos de personas sometidas por las torturas de la inquisición, contenidos en esta obra citaremos el siguiente: María de los Ángeles, mulata, esclava, presa por haber usado de suertes y supersticiones para adivinar cosas ocultas y “futuros contingentes”, con sospechas de pacto explícito con el Demonio, además de penas espirituales de estilo, recibió doscientos azotes y fue condenada a ser vendida por seis años para trabajar en un obraje.

Buscar en este blog